¿Qué estrella vieron los Reyes Magos?

Mateo 2:2 añade un detalle que ha desconcertado e intrigado a los estudiosos de la Biblia y a los astrónomos durante 2.000 años: “Hemos visto su estrella en el este y hemos venido a adorarlo”. ¿Cuál era “su estrella en el este”?

A lo largo de los años ha habido cuatro teorías principales:

    1. El cometa Halley : Desafortunadamente, la aparición más cercana fue en el 11 A.C., que es simplemente demasiado pronto para el nacimiento de Cristo.
  • Supernova : Esta es una estrella en explosión que de repente llena el cielo con luz en un brillante y cegador destello de luz. Estos son impredecibles y muy raros, y no hay registro en ningún registro astronómico de una supernova en los años que rodean el nacimiento de Cristo.
  • Conjunción de planetas : Esta es probablemente la teoría más popular. Una versión sugiere que en el 7 A.C. Júpiter, Marte y Saturno se unieron en una muy rara conjunción que sólo ocurre una vez cada 125 años. Otra posibilidad es una conjunción de Júpiter y Venus en el 2 A.C. (Esta última posibilidad es la sugerida por la presentación de la “Estrella de las Maravillas” en el Planetario Adler de Chicago). La teoría de la conjunción tiene esto a su favor: Explicaría por qué los Magos lo vieron y el pueblo de Israel no. Las conjunciones no atraen la atención de la gente que normalmente no mira los cielos. No son fenómenos altamente visibles como cometas o supernovas o lluvias de meteoritos. Pero para cualquiera que mirara las estrellas regularmente, una conjunción “triangular” como la del 7 a.C. ciertamente atraería una atención extraordinaria.
  • Una luz sobrenatural : Esta teoría sugiere que la “estrella” no era un fenómeno natural en absoluto, sino que era una luz puesta por Dios en la atmósfera especialmente para que la vieran los Reyes Magos. Los que sostienen esta visión (a la que yo mismo me inclino) señalan la gloria de la shekinah de Dios en el Antiguo Testamento. En ciertos puntos de la historia Dios se reveló como una luz brillante para guiar a su pueblo. En este contexto, podríamos pensar en la columna de fuego con la que Dios guió a Israel en el desierto.

Leave a Comment!